No dejes que la apatía ponga en coma tu relación

La apatía es el mejor medio para llevar cualquier relación a un estado de coma. Si buscas evadirla sólo deja de hacer algunas cosas que precisamente la llevan ahí.


Denhi Chaney

¿Te ha pasado que a veces actúas contrario a lo que en verdad quieres? Por ejemplo, quieres que el amor regrese en tu relación, pero pasas más tiempo con tus amigos que con tu pareja. Muchas veces la naturaleza humana actúa en contra de nuestros deseos más profundos. Aun así, no siempre podemos ver estas acciones por lo que son y persistimos haciendo lo que no debemos.

Una de las peores cosas que le pueden pasar a una relación ―si no la peor― es llegar a la apatía, pues ésta es la alarmante señal de que el amor se ha ido. La apatía llega lenta, pero segura cuando dejas de hacer algunas cosas que nutren el amor y haces algunas otras que lo desgastan. Si quieres matar el amor de tu relación con la apatía, puedes poner en práctica las siguientes cinco pautas:

1) Nunca expreses tu amor con palabras

A veces llegamos a pensar que después de estar con una persona por varios años que el amor que se siente ya se sabe, o es implícito, por así decirlo. Sin embargo, uno tiene que verbalizar lo que sentimos; es decir, nuestro amor siempre tiene que ser explicito, que no pase un día sin que le digas que la quieres.

2) No le des importancia a tu pareja

Una forma segura de acabar con el amor de pareja es hacer de otras cosas la prioridad en la relación. Este punto es de máxima importancia. Que tu pareja siempre sea tu prioridad, dedícale tu tiempo, tu energía y mejores esfuerzos, si no quieres que el amor acabe en apatía.

3) Descuida tu aspecto físico

Decimos en broma que en cuanto una persona se casa se acaban los perfumes, los desodorantes, y el deseo de permanecer en forma. Ahora bien, ¿por qué nos parece esto chistoso cuando estas cosas se deben cuidar aún más estando casados? Uno debe de mantener las atenciones con nuestra apariencia física, y no es por vanidad, sino por el deseo de vernos atractivos para nuestra pareja cada día.

4) Olvida las risas

Cuando en mi oficina veo a una pareja que nunca sonríe o se ríe, sé bien que tenemos mucho trabajo por delante. Aun en las situaciones más difíciles, cuando les pregunto acerca de cuándo se conocieron, casi siempre voy a encontrar una sonrisa y cierta emoción al hablar de esa etapa. Cuando la risa está ausente, sé bien que les falta sólo un paso para la separación. No olviden las sonrisas ni las risas en su relación, las risas de aquellas que hacen que duela el estómago hacen milagros para mantener la chispa.

5) No tengan intimidad

He tenido pacientes que me cuentan que no han tenido intimidad por meses ―y esto me lo dicen unos con tristeza y otros ya han descuidado su relación tanto que me lo dicen con apatía―. No olvides darte tu tiempo para ser íntimo con tu pareja, es una parte fundamental de toda relación pero que conforme pasa el tiempo se tiene que hacer con intención y no esperar que suceda espontáneamente.

Advertisement

Puedo estar equivocada, pero no creo que tú desees que tu relación llegue a la apatía puesto que te estás tomando el tiempo de leer un artículo que habla sobre el tema. Si tu pareja no está contigo, compártele estas palabras y hablen al respecto. Como mencioné antes, la apatía llega lenta pero segura, así que no esperes que ya esté tocando las puertas de tu relación para tomar acción, que ese día sea hoy.

Toma un momento para compartir …

Denhi Chaney

Denhi Chaney es egresada de la Universidad de Brigham Young con maestría en Terapia de Matrimonio y Familiar. Denhi también es esposa y madre de un niño. Puedes contactarla en .