10 Reglas de oro al visitar a un recién nacido

Esto es lo que debes saber antes de ir a conocer a un bebé recién nacido.

Adriana Acosta Bujan

Estamos a días para que pronto nazca el bebé que tanto hemos esperado conocer, el sentimiento de emoción crece en nuestro interior, lo único que deseamos es cargarlo y besarlo. Pero llegan algunas dudas con respecto a la visita ¿Será oportuno ir al hospital? ¿Será que debo esperar a que la mamá y el bebé lleguen a su casa? ¿Qué precauciones debo tomar?, entre otras muchas interrogantes.

Sabemos que la euforia de conocer al bebé es demasiado intensa, puesto que se puede tratar de alguien muy cercano como un sobrino, nieto, hermano o el bebé de una querida amiga.

Sin embargo, debemos conocer estas reglas de oro antes de ir a la esperada visita.

1 Visitas el mismo día

En caso de no ser tan necesario ir a visitar al bebé, evita ir al hospital el mismo día de su nacimiento, ya que la mayoría de las madres pasan horas de trabajo de parto, por tal razón, suelen estar agotadas y lo único que desean es descansar y sentirse tranquilas.

Incluso, el bebé también ha pasado por una experiencia exhausta, más o menos estresante, ya que el mundo del bebé cambia radicalmente (del interior del vientre a un luminoso exterior), por lo que también necesitará descansar. Las primeras horas el bebé necesita el calor de la madre, el contacto piel con piel y ser alimentado.

Advertisement

Si eres un familiar cercano, puedes ir al hospital pero asegúrate de que tu visita no sea muy larga, para no importunar a la madre y al bebé.

2 Una llamada

Cuando la madre y el bebé se encuentran en casa, es momento de realizar una llamada para saber si es conveniente ir a conocer al bebé. Recuerda que muchas veces la madre solo desea estar con su pequeño, por tal motivo, no llegues a ofenderte en caso de una negativa.

Ella te ama y aprecia, sin embargo, algunas veces no está dispuesta a tener visitas, ya que su prioridad es estar con su bebé y no tendrá tiempo para atenderte. Así que podrás volver a llamarle cuando pasen dos o tres semanas.

3 Consciente de las enfermedades

Sabemos que un recién nacido está expuesto a contraer cualquier tipo de infección, porque su sistema inmune aún se está desarrollando y no tiene las suficientes defensas para combatir virus o bacterias.

Así que cuando visites al bebé, asegúrate de no ir cuando estés enferma; incluso evita llevar a tus hijos, ya que los niños (aunque no estén enfermos muchas veces son portadores de gérmenes), lávate las manos antes de cargar al bebé y evita besarlo.

Advertisement

No besar a los bebés es casi imposible, porque son tiernos y adorables. Pero toma en cuenta que ellos aún no tienen su sistema inmunológico fortalecido, así que son más propensos a contraer infecciones, Por ejemplo: meningitis (que puede ser mortal).

4 Toser o estornudar

Nadie está exento de querer toser o estornudar cuando visitamos a un bebé, por ello debes cubrirte la boca y la nariz con un pañuelo desechable o con la parte de arriba de la manga, nunca con las manos. Después asegúrate de lavarte nuevamente las manos para cargar al bebé. Todo ello, es por precaución para evitar contagiar de cualquier virus.

5 Tu opinión no siempre es relevante

¡Deberías arropar al bebé de esta manera!, ¡Deja que se duerma boca arriba!, ¡No lo cubras tanto!, ¡Cuando lo bañes debes hacer tal cosa!

Tal vez tengas mucha experiencia en cuidar a un bebé, sin embargo, debes ser precavida al dar tu opinión al respecto de la crianza o de cómo cuidarlo; ya que muchas veces la madre se encuentra vulnerable y tomará tus consejos como una crítica negativa; a menos que seas la abuela y se trate de tu nieto, de lo contrario, procura no expresar tus ideas.

6 Respeta el sueño

Por lo general los bebés recién nacidos se la pasan durmiendo, así que debes respetar su sueño y descanso. Evita el deseo de cargar al bebé constantemente y mantén tu distancia y se prudente; algunas mamás no les gusta que carguen a sus pequeños cuando duermen.

Advertisement

Recuerda que tu visita debe ser alrededor de 20 a 30 minutos, para no importunar la hora de sueño; muchas veces, cuando el bebé duerme durante el día, la mamá aprovecha descansar también.

7 Tomar fotos para el recuerdo

El mundo de las redes sociales es maravilloso, pero peligroso. Muchas veces deseamos publicar fotografías del bebé en instantes para compartir la fabulosa experiencia; sin embargo, puede resultar ser una acción incómoda para los padres. Más vale preguntar directamente, si puedes tomarle una fotografía y publicarla, ya que puedes poner en riesgo la seguridad de tus seres queridos.

8 Respeta la hora de lactancia

El momento de amamantar puede causar estrés en algunas madres porque es un momento íntimo con su bebé, incluso puede que ser doloroso. Lo ideal es dejar que ellas amamanten a solas a su pequeño; así que lo más recomendable es salir de la habitación por un tiempo. Recuerda que es su privacidad e intimidad.

9 Sé indispensable

Podemos ayudar a la mamá con algunas cosas, como cuidar al bebé mientras ella se toma una siesta o se baña, también podemos ofrecer nuestra ayuda para ir de compras y llevarle lo que le haga falta, incluso puedes limpiar un poco la habitación.  Ofrece tu ayuda y vuélvete una visita útil, incluso, si el bebé tiene hermanos puedes dedicarles atención y jugar con ellos por un rato.

10 Bebidas calientes

Por precaución debes evitar tomar bebidas calientes cuando estas cerca del bebé, ya sabes que puedes ocasionar que se te derrame y tener un accidente. Lo ideal es tomar cualquier bebida fuera de la habitación.

Advertisement

Recuerda que será un buen detalle de tu parte llevar un obsequio para el bebé, pero que sean útiles, como pañales, ropa, juguetes; incluso puedes llevar comida para compartir.

Un bebé es el regalo más maravilloso de la vida, así que cuando visites al bebé disfrútalo al máximo. Recuerda que tu visita debe ser rápida, pero significativa.

Toma un momento para compartir ...

Adriana Acosta Bujan

Adriana Acosta estudió comunicación, es madre de un adolescente, y actualmente se dedica a la enseñanza e investigación a nivel universitario en Puerto Vallarta. Publica sus escritos esperando que ayuden a las personas que leen sus útiles vivencias