5 cosas para que un matrimonio siga siendo color de rosa

Tu matrimonio puede seguir siendo color de rosa como al comienzo. Reflexiona sobre estos consejos y ponlos en práctica.

Adriana Acosta Bujan

El matrimonio es uno de los compromisos más hermosos que se adquieren. La ilusión al visualizar una larga vida junto con el ser amado, el sentirse protegido, seguro y especial, hace que cualquiera piense que la vida con la pareja siempre será color de rosa.

Al comienzo de toda relación es lógico que todo marche de maravilla; pues es la etapa donde la pasión se desborda, los sueños se comparten y se crea un vínculo poderoso llamado verdadero amor.

Al transcurrir los años de matrimonio todo cambia; va menguando la pasión, simplemente porque la pareja entra en una rutina llena de responsabilidades y obligaciones. Tal vez la familia crece al llegar los hijos y se van conquistando metas, lo que provoca que el amor sea más sólido y fuerte día con día.

A pesar de sentirse plenamente feliz con la pareja y con la vida que han logrado juntos, siempre habrá adversidades que vencer para lograr que el matrimonio siga siendo color de rosa.

Un «te amo», amanecer con la pareja, desayunar juntos y compartir tiempo de calidad, no son cosas suficientes para mantener vivo el amor. La relación debe tener más que demostraciones de afecto, es mucho más complejo. Es decir, para que el matrimonio siempre sea como lo imaginaste en un principio “color de rosa”, hay muchos aspectos que debes tomar en cuenta.

Advertisement

El camino al verdadero compromiso

Comprometerse con la pareja no solo se trata de firmar unos papeles y vivir juntos; es mucho más, es estar ahí en las buenas y las malas, anticiparse a las necesidades del otro, solucionar problemas en conjunto, comunicarse de manera asertiva, aligerar las cargas y de ser empáticos. Es decir, el compromiso se trata de aprender mutuamente y motivarse para realmente sentirse plenos.

Para lograr que el verdadero amor tenga raíces fuertes en tu matrimonio considera los siguientes consejos:

1 Un espacio para respirar

Sabemos que las relaciones sociales son un tanto complicadas; ya que todos pensamos, actuamos y tenemos intereses diferentes en la vida. Ahora bien, en un matrimonio pasa lo mismo; aunque el concepto de pareja se relaciona con dos individuos, en el matrimonio es diferente, ya que los dos son personas totalmente individuales e independientes, que tienen ideas, costumbres y metas personales.

Es por ello que aunque desees hacer todo con tu pareja, debes pensar que él o ella también necesitan tener un espacio para conquistar sus propios sueños.  Es importante que en toda relación se proporcione un espacio de privacidad, esto los hará más unidos que nunca. Al hacerlo, ambos se sentirán satisfechos y plenos consigo mismos.

2 No trates de cambiarlo

Es común que con la convivencia en pareja existan muchos comportamientos o actitudes que te molesten o disgustan y en el fondo de tu corazón deseas que los cambie o modifique para así tener una mejor relación.

Advertisement

Sin embargo, el verdadero amor no se trata de cambiar a la pareja sino de aceptarla tal cual es, con todos sus defectos y virtudes, con sus ideologías, con sus manías o malos hábitos. No debes intervenir y luchar por cambiar a tu pareja, sino de aceptarla, de ser más tolerante y paciente; al final, tu pareja cambiará sin necesidad de que se lo recuerdes, él o ella tomarán la iniciativa por cuenta propia.

3 Un futuro incierto

Todos tenemos planes para el futuro; es algo normal. Sin embargo, algunos matrimonios se olvidan de vivir y disfrutar su presente por el solo hecho de garantizar un futuro de bienestar para su familia. Si quieres que tu matrimonio sea color de rosa, entonces no pienses solamente en el futuro, sino aprende a disfrutar cada momento, cada día y cada instante junto a tu pareja. Es deci,r vive en el aquí y en el ahora.

Tómate un tiempo para construir experiencias significativas con tu pareja, esas experiencias que se atesoran en el corazón, en la memoria y en el pasado. Vive tu día a día como si fuera el último, así podrás valorar todo lo que tienes.

4 Las suposiciones no tienen lugar

Uno de los errores más comunes en todas las parejas es el suponer lo que él o ella piensen sin antes preguntar. Si dejaras de suponer lo que quiere, piensa o siente tu pareja, tus conflictos o discusiones desaparecerían por completo. Aprende a escuchar y trata de comprender a tu pareja más allá de lo que digan sus palabras, así podrás ser más empática y podrás encontrar las razones de sus comportamientos o actitudes.

Sé tú la que tome la iniciativa de conversar para poder tener una buena comunicación, deja que tu pareja se exprese con total libertad, confianza y seguridad; evita juzgar y reclamar cuando algo no te parezca correcto; solo escucha.

Advertisement

5 La motivación, un secreto para ser mejor

Todas las parejas deben mantener viva la motivación de una u otra manera. Las metas cambian y los sueños que se tenían en un principio pueden ser otros. Es por ello que deberán encontrar la forma para poderse motivar mutuamente para sentirse plenamente felices; así podrán luchar juntos ante toda adversidad.

¿Qué te motiva?, ¿Cuál es tu meta?, ¿Qué quieres lograr?, son preguntas que pueden contestar en conjunto para ir por el mismo camino.

Tu matrimonio puede seguir siendo color de rosa cuando practiques estos consejos. Recuerda que el amor es como una planta que se debe regar diariamente para que crezca fuerte. Así que ahora, valora y dedícate a disfrutar de tu relación al máximo, como si fuera el último día de tu vida.

Toma un momento para compartir ...

Adriana Acosta Bujan

Adriana Acosta estudió comunicación, es madre de un adolescente, y actualmente se dedica a la enseñanza e investigación a nivel universitario en Puerto Vallarta. Publica sus escritos esperando que ayuden a las personas que leen sus útiles vivencias