6 alimentos que mejoran tu sistema inmunológico

Comer rico y sano no es imposible. Elige a diario estos alimentos que reforzarán tu sistema inmunológico y mejorarán tu salud.

Fernanda Gonzalez Casafús

«Somos lo que comemos«, dice la frase. Acuñada por el filósofo alemán Ludwig Feuerbach, esta sentencia no podría estar más en lo cierto. Una buena alimentación traerá consigo beneficios no solo a nivel físico sino a nivel mental. Alguien bien nutrido y alimentado estará siempre en ventaja de alguien que no tiene esas mismas posibilidades.

Los alimentos son el motor de nuestro cuerpo y la naturaleza dotó a cada uno de ellos con una propiedad particular para que beneficie a determinada función del organismo.

Al comer de forma variada y equilibrada podemos no solo recibir mejores nutrientes y su beneficios, sino también evitar enfermarnos o al menos, tener las defensas necesarias para ciertas afecciones.

Alimentación y salud

Yendo al grano, hoy traemos esta lista de 6 alimentos que mejoran y optimizan tu sistema inmunológico. Es decir, aquellos que tienen un rol fundamental en el sistema inmune, que ayudan a reforzarlo, para que nuestro cuerpo esté fuerte frente a la amenaza de ciertas enfermedades.

Según la Organización Mundial de la Salud, en una dieta balanceada, las grasas no deben superar el 30%, el azúcar debe ser menos del 10% (hasta hay quienes recomiendan que sea menos del 5%), y la sal no debe sobrepasar los 5 gramos diarios, que equivale a 2 gramos de sodio por día. Recuerda que cualquier cambio drástico que hagas en tu dieta diaria siempre deberá ser consultado por un profesional de la salud.

Advertisement

1 Arándanos

Conocidos por su alto poder antioxidante, estos pequeños frutos azules son una gran fuente de vitamina C, necesaria para reforzar el sistema inmunológico. Uno de sus componentes, la antocianina, es el que ayuda a combatir los resfriados, alergias e infecciones respiratorias, pues protege el sistema respiratorio y combate los procesos virales.

Además, los arándanos son excelentes en las dietas para bajar de peso y son muy buscados por sus propiedades en la lucha contra los radicales libres, combatiendo así el envejecimiento prematuro de las células.

2 Limón

Esta es una de las frutas con grandes beneficios para el sistema inmunológico y abundan cantidades de «recetas mágicas» con limón para uno u otro beneficio. Gran fuente de vitamina C, el limón es una poderosa fuente bactericida, elimina toxinas y aporta vitaminas.

Esta fruta es un tesoro para la nutrición del organismo y tiene propiedades curativas sorprendentes. De hecho, la OMS recomienda su consumo de forma regular. Tomar un vaso de jugo de limón con agua todas las mañanas hará que tu organismo esté protegido contra las enfermedades, especialmente las afecciones del sistema respiratorio.

3 Ajo

Caracterizado por un fuerte olor, el ajo es un alimento utilizado desde la antigüedad para reforzar el organismo y beneficiar la salud. El ajo tiene excelentes propiedades hipotensoras, mejorando la circulación sanguínea y ayudando así a las personas con hipertensión. Además, en la antigüedad se lo usaba para curar infecciones por su propiedad antibacteriana, antiviral y antifúngica. Muchas personas también consumen ajo para combatir los parásitos intestinales.

Advertisement

Para aprovechar sus beneficios se recomienda consumir de 2 a 5 gramos de ajo fresco por día. Para quienes no gusten de su sabor, también existen las píldoras de venta libre. Como es un alimento hipotensor, siempre es recomendable consultar al médico si se va a incluirlo en la dieta en cantidades mayores a las habituales.

4 Espinacas

Esta verdura posee grandes cantidades de antioxidantes y betacarotenos, lo que la hace ideal para reforzar el sistema inmunológico. Además, ayuda a luchar contras las infecciones  y favorece la división celular, reparando así el ADN. Por otra parte, frena la acción de los radicales libres en el cuerpo, por lo que la convierte en uno de los alimentos anticancerígenos destacados.

Rica en vitaminas y minerales, la espinaca es ampliamente utilizada en todas las cocinas del mundo no solo por sus beneficios sino también por su versatilidad a la hora de preparar manjares.

5 Pescados grasos

El aceite natural que contienen los pescados grasos ayudan al cuerpo a combatir enfermedades. El salmón y el atún, por ejemplo, contienen grandes fuentes de Omega 3, que ayuda al organismo a crear una barrera contra los hongos, virus y bacterias, previniendo así muchas enfermedades.

Además, el consumo regular de pescado mejora la salud en general y evita las erupciones cutáneas, la fiebre y otros síntomas relacionados a ciertas afecciones.

Advertisement

6 Té verde

Los beneficios del té verde han sido muy valorados en la antigüedad. Por suerte, hoy conocemos esas virtudes y podemos aprovechar las propiedades de esta excelente bebida caliente. Rico en flavonoides y antioxidantes, el té verde es un gran aliado de la salud y de la prevención de las enfermedades.

Anticancerígeno por excelencia, el té verde posee también un alto contenido de catequinas, lo que ayuda a prevenir el envejecimiento y a disminuir el riesgo de contraer enfermedades cardiovasculares.

La alimentación es la base de nuestra salud

Es cierto que vivimos en un mundo tan ajetreado que es más fácil abrir una lata de salsa instantánea que ponerse a lavar, pelar picar y cocinar tomates, ¿verdad? Cuando pienso que quiero que mi familia coma sano es inevitable sentirme culpable por la gran cantidad de procesados que llevamos con mi esposo a la mesa.

Sin volvernos locos ni ir al extremo, lo ideal -como todo en la vida- es el equilibrio. No podemos tener una vaca atada en el jardín para que nos dé leche fresca, ni podemos llegar de la oficina y ponernos 3 horas a cultivar y cosechar en la huerta. Pero sí podemos elegir otras opciones.

En los últimos años ha habido un marcado avance de la concientización de la alimentación orgánica y natural, y debemos aprovecharlo a nuestro favor. Elegir alimentos cuya fuente conozcamos, comprar en el mercado donde traen vegetales y frutas de la huerta, y disminuir conscientemente el consumo de alimentos envasados y procesados.

Advertisement

Cuando hacemos esto, todo nuestro sistema inmunológico se ve favorecido, evitando así la propensión a las enfermedades estacionales. Es solo cuestión de hábito. Comer bien, rico, sano y variado traerá beneficios a nuestra salud y a la de toda la familia. ¡A ponerlo en práctica!

Toma un momento para compartir ...

Fernanda Gonzalez Casafús

Fernanda es Licenciada en Periodismo, especialista en Redacción Digital y Community Managment. Editora de contenidos y redactora en Familias.com. Nacida en Argentina y mamá de dos, ama los animales, la danza, la lectura y la vida en familia. Escribir sobre la familia y la maternidad se ha convertido en su pasión.