8 falsas ideas que envenenan a las parejas

No dejes que estas ideas destruyan el amor que sientes por tu pareja, aprende cuál es el secreto del éxito para tu relación.

Adriana Acosta Bujan

El primer vínculo amoroso que todos tenemos al nacer es con nuestra madre; ella es la persona más cercana que nos enseña lo que es el amor incondicional. Al crecer, aprendemos que existen otras personas que podemos amar y comenzamos a tener otros conceptos de afecto, observando la relación que tienen nuestros padres.

En esa premisa, el amor que tengamos por nuestra pareja será una imitación de lo que aprendimos durante la infancia, con ideas muy arraigadas que con el paso de los años podemos dejar o seguir tomando. Dicho con otras palabras, una relación matrimonial tiene cimientos conforme a las raíces que fundaron los padres.

El problema es que los tiempos cambian y evolucionan, así como las relaciones de pareja; ahora vemos que muchos matrimonios deciden divorciarse, o vivir en una relación poco estable que los hace sentirse infelices; y muchas veces eso sucede debido a los mitos o creencias falsas de lo que debería ser un matrimonio exitoso.

La realidad de las relaciones de pareja

Mucho se dice por ahí lo que deben hacer las parejas para lograr tener una estabilidad; pero lamentablemente, algunas ideas son falsas y carecen de lógica y de sentido común.

Por ello, aquí te comparto esos mitos que suelen afectar las relaciones matrimoniales, que en más de una ocasión las hemos escuchado decir a nuestros padres o seres queridos.

Advertisement

1 Los hijos unen a las parejas

Si bien los hijos son la mayor demostración de amor en una pareja, no siempre tenerlos logrará que un matrimonio deje de tener conflictos. Existen personas que deciden tener hijos con tal de tener un compañero de vida, sin importar cuán infelices sean.

Los hijos son un vínculo y lazo muy fuerte en la pareja, que aunque decidan vivir separados, siempre los mantendrán unidos debido a las responsabilidades y obligaciones que se ejercen cuando nacen; sin embargo, no será garantía que por ellos el amor de un matrimonio sea eterno.

2 El amor es sacrificio

Estoy totalmente de acuerdo que en un matrimonio se pueden sacrificar muchas cosas para complacer a la pareja y vivir en armonía. Pero es una idea errónea pensar que el sacrificio debe restar la individualidad del otro. Por ejemplo: una mujer que deja de hacer lo que le gusta, que no tiene tiempo para ella misma y que está obligada emocionalmente a complacer y satisfacer todas las necesidades de su familia, en un momento de la vida se sentirá frustrada.

Jorge Bucay, experto en las relaciones de pareja, explica que no debe ser un sacrificio sacar lo mejor de uno mismo para satisfacer a otros, él dice que se debe valorar a la pareja por su capacidad de compartir, de compromiso y entrega.

3 Los que quieren de verdad se anticipan a las necesidades de la pareja

Sí claro, cuando conocemos a nuestra pareja muchas veces nos anticipamos a cubrir con sus necesidades, pero eso no significa que seamos adivinos o que pensemos de inmediato qué es lo que la pareja requiere o piensa. Esta es una creencia falsa que pone en riesgo la estabilidad emocional de las parejas, provocando conflictos que se podrían resolver con una buena comunicación.

Advertisement

4 La pareja no debe saber cuánto ganas

Algunas parejas logran mantener en secreto sus verdaderos ingresos para controlar la economía familiar; sin embargo ocultarlo es una idea contradictoria a lo que en realidad una pareja debe hacer, ya que la idea principal es estar en las buenas y en las malas y apoyarse mutuamente para resolver cualquier adversidad, encontrando soluciones de manera conjunta.

Entonces por lógica, cuando se ocultan los verdaderos ingresos, la relación carece de confianza, que es la base de las buenas relaciones.

5 Una pareja infeliz es mejor que un hogar roto

Lamentablemente, existen parejas que por miedo deciden permanecer en una relación tóxica y destructiva, y muchas veces por los hijos. Desafortunadamente, algunos padres invadidos por su egoísmo no se dan cuenta que los hijos son los más afectados cuando discuten frecuentemente con su pareja.

Cuando la relación matrimonial es destructiva, lo más adecuado será que la separación sea amistosa terminando en buenos términos; todo ello para que los hijos aprendan a que el amor de papá y mamá no lo perderán, evitando secuelas graves en su vida adulta.

6 Los polos opuestos se atraen

Sería una locura que tu pareja pensará igual que tú, o que fuera un clon tuyo; sin embargo, debemos considerar que deben existir similitudes en cuanto a la personalidad de la pareja, algunas cosas que tengan en común. De lo contrario, es probable que la relación fracase. Por ejemplo: una persona que sea defensora del maltrato animal y que su pareja no lo sea, puede crear conflictos.

Advertisement

7 La pareja debe hacerte feliz

Todos nacemos con una apego emocional, de ahí al crecer vamos aferrándonos a un amor para evitar el sentimiento de abandono. Sin embargo, cuando se piensa que la pareja debe hacernos felices en su totalidad, será un error, puesto que somos seres individuales, capaces de conquistar nuestros propios sueños y metas.

La pareja será la persona que nos impulse, motive y apoye en todo momento, pero no será la responsable de hacernos felices, ya que cada uno tiene un concepto distinto de lo que es la felicidad.

8 Tener hijos para formar una familia

Lamentablemente, vivimos en una sociedad que nos ha hecho creer que la familia se compone de papá, mamá e hijos; pero ¿qué hay de esas parejas que por cualquier motivo no logran concebir? Entonces ¿no son familia?

La familia se compone de la unión y amor de la pareja, ya sea que decidan o no tener descendencia, por lo que será importante dejar de catalogar o juzgar a esos matrimonios que aún no han tenido la bendición de ser padres.

El éxito de todo matrimonio no se basa en las ideas aprendidas durante la infancia, sino del nivel de compromiso, amor y comunicación que tengamos con la persona amada. Aprende a disfrutar la maravillosa etapa del amor con todas su buenas y malas situaciones, ¡Se feliz cada minuto sin importar si estás con tu pareja!

Advertisement
Toma un momento para compartir ...

Adriana Acosta Bujan

Adriana Acosta estudió comunicación, es madre de un adolescente, y actualmente se dedica a la enseñanza e investigación a nivel universitario en Puerto Vallarta. Publica sus escritos esperando que ayuden a las personas que leen sus útiles vivencias