Ayudando a mi hija a navegar en el mundo de las amistades

En este mundo tan complicado, te ofrezco diez consejos para hacer de tu hija una niña más amable y con más confianza en sí misma.


Millerlandy Medina

Todos los seres humanos con el paso de la infancia a la adolescencia sufren cambios tanto psicológicos como físicos. Estos cambios son muy drásticos, y afectan en el ámbito social, escolar y familiar, pero no es causa de desesperación para la familia. Al contrario: aquí es donde más se necesita el apoyo de sus padres, hermanos y familiares allegados. Así que, ¿qué es lo debes hacer tú para ayudarle a tu hija a relacionarse con este bello mundo?

A continuación te comparto diez hermosos y fáciles consejos para que hagas de tu hija una niña más amable y sobre todo, con mucha confianza para enfrentarse en el mundo de las amistades.

Bríndale confianza

Las adolescentes necesitan ver en nosotros tanto a una mamá y un papa, como un amigo, un mentor, un confidente que escuche las inquietudes que vienen con esa etapa de su vida.

Relaciónate con sus amigos

Recuerda que ellos ahora forman parte de su mundo alejarlos sería tanto como alejar a tu hija del hogar.

Haz reuniones en casa

Anima a tu hija a que invite a sus amigos y amigas. Esto hará un momento de cordialidad y afecto para tu hija y sus amigos o amigas.

Evita las recriminaciones

No la recrimines de nada, solo háblale amablemente y muéstrale que estas con ella pese a cualquier dificultad.

Procura un ambiente agradable

Invítala a lugares en donde hayan muchas personas agradables, incluso quizá de su misma edad, a fin de que se relacione con facilidad. Esto hará que ella se muestre más segura de sí misma.

Advertisement

Juega con ella

De alguna manera, date siempre que puedas tu tiempo y juega con ella, a las almohadas, escondite, etc. Juegos que les permitan relacionarse en familia y en donde ella se sienta importante.

Escúchala. Busca ser su confidente

Cuando este inquieta por alguna situación sentimental, no le voltees la espalda. Es precisamente allí cuando debes de estar a su lado, apoyándola y entendiendo los dolores de la edad. Recuerda que tú también fuiste joven y sufriste por amor.

Incluye al papá. Es parte de su formación

No necesariamente la mamá es quien debe de hacer este trabajo. También el papá es una pieza clave para la formación de la personalidad de la niña, y ese acercamiento hacia su papá es de vital importancia en su formación como ser humano.

No la compares y siempre anímala

Resalta las cosas buenas de ella. Jamás la compares con sus otras amigas o hermanas, si las tiene.

Dale amor, cariño y confianza

Estos ingredientes son claves en el éxito para hacer de tu hija una persona cada vez más amable.

Recuerda que el trabajo en familia es cada vez mejor cuando se hace con amor y entrega. Ama a tus hijos y espéralos con tanta alegría y ansiedad como el primer día. No los dejes nunca solos, porque entre más crecen, es cuando más necesitan de ti. Espero que estos consejos te sirvan y logres que tus hijos crezcan sanos y hermosos.

Toma un momento para compartir …

Millerlandy Medina

Mimy es psicóloga con énfasis en social comunitaria y especialización en familias. Disfruta de escribir y dar seminarios para la formación de las familias y el buen entendimiento entre ellas.