El beneficio de pedir perdón a tus hijos por tus errores

Pedir perdón a tus hijos los hará mejores seres humanos.

Erika Patricia Otero

Pedir perdón es uno de los actos más difíciles que un adulto sienta que debe hacer; aun más cuando a quien debe pedírselo es a uno de sus hijos.

Para muchos padres, reconocer que se han equivocado les lleva a pensar que si lo hacen, sus niños lo tomarán como muestra de debilidad; además, suponen que eso les haría perder autoridad.

Ante esa situación, lo que hacen es ignorar lo que paso y actúan como si eso no afectara a sus hijos; ¡ah! pero cuidado con que el niño cometa un error; ahí estará papá o mamá para hacer que pida disculpas pues “tienen el deber de enseñar valores y principios”. Acaso ¿esto no es una suerte de hipocresía?

¿Por qué razón debes ser coherente en tus acciones?

Casi ningún padre toma en cuenta es que sus hijos cuando están pequeños observan cada paso que dan; para ellos sus padres son superhéroes y están listos para seguir sus pasos, pero ¿Eres digno de imitar?

Necesitas ser coherente con tus actos porque tu hijo no solo te admira y aprende de ti; además de eso, crecerá y ya mayor no te perdonará esas pequeñas auto indulgencias que de niño pasaba por alto; tu sabes que lo que te digo es cierto pues también pasaste por esa etapa.

Advertisement

Si haces que tu hijo se disculpe por algo que hizo pero no haces lo mismo; la próxima que pase algo así, te enfrentará por obligarle a hacer algo que no haces; acá es cuando el comportamiento de tu hijo podría volverse un verdadero problema.

Ser padre fuera fácil, pero tengo la seguridad que en tanto seas capaz de ser coherente  respecto a cómo te comportas y lo que exiges a tus hijos, estarás en ventaja al momento que corregirlo; así, no sentirá que le exiges algo que no das y sabrá que eres digno de ser respetado e imitado.

¿Por qué es importante que pidas perdón a tus hijos?

Por varias razones:

  • Porque hará que tu hijo te vea y ame por quien eres; por lo tanto, el vínculo entre ustedes será más fuerte.
  • Se sentirá honrado de seguir tu ejemplo.
  • Aprenderá a hacerse responsable de sus actos.
  • Será una persona honesta con él y con los demás.
  • Le ganará el respeto y credibilidad de quienes le rodean.
  • Será un adulto de bien para su comunidad.
  • Como padre enseñará los mismos principios a sus hijos.
  • Jamás tendrá que lidiar con sentimientos de culpa.

¿Cómo pedir perdón a tus hijos?

No es tan difícil como parece. Solo debes olvidarte de que eres su padre, solo por ese momento ponte “a la altura mental” de tu hijo, ve a buscarlo y habla con él sinceramente acerca de cómo te sientes por haberlo herido. Sé franco al decirle que lamentas haberlo lastimado y que esperas que pueda perdonarte y que procurarás no volver a herirlo.

No te justifiques, no necesita que lo hagas . Si lo haces, lo que estarás haciendo es darle a entender que “por ser adulto tienes razón”. Además, eso le restaría importancia a la disculpa y no sería sincero.

Advertisement

Ante tus hijos no debe existir miedo a admitir que has fallado. Tus hijos son un reflejo de ti y son tu proyección a la eternidad, por ello dales las herramientas para que sean mejores seres humanos para sí mismos y para el mundo.

Toma un momento para compartir ...