Evita ser un padre ausente

Un padre ausente genera consecuencias emocionales en los hijos. En este artículo descubre cómo evitar ausencias perjudiciales.


Adriana Acosta Bujan

En este artículo me quiero referir a dos tipos de padres de familia ausentes: el primero no tiene una presencia física para los hijos; a veces se da que ambos padres están en casa y los hijos se sienten solos, desorientados e ignorados. El segundo pasa la mayor parte del día fuera de casa con el fin de cumplir con las responsabilidades de proveer a la familia.

Los dos casos llevan, lamentablemente, a una misma consecuencia: los hijos resultan afectados emocional, física y psicológicamente. Pero no por ello como padres trabajadores y responsables debemos preocuparnos, puesto que poniendo en práctica la mejor forma de comunicarnos con los hijos podremos brindarles una vida feliz.

Padres ausentes en casa

Para que esto no suceda, debes hacer un gran esfuerzo por evitar a toda costa tener en casa los elementos distractores que obstaculizan una sana convivencia en el hogar. Uno de esos elementos es el trabajo: establece horarios en caso de que trabajes en tu hogar, o procura nunca hacer de tu casa la oficina. Es vital que el tiempo que estemos en casa esté libre de las preocupaciones o problemas del trabajo.

Si en vez de dedicarnos a trabajar en casa nos preocupáramos por compartir tiempo de calidad con los hijos, evitaríamos fallas en la comunicación y aprenderíamos realmente a conocer las inquietudes, metas, ambiciones, sentimientos, miedos y aficiones de nuestros hijos.

Un segundo distractor que lleva a un padre a estar ausente en casa es aislarse de la vida común familiar, no participar en los juegos o actividades educativas de los hijos; por el contrario, involucrarse en el día a día de la vida de nuestros hijos nos dará una gran comunicación con ellos y evitaremos problemas a futuro.

Relee: 4 razones por las que el padre es importante en la vida de sus hijas.

Padres ausentes fuera de casa

Cuando por distintas circunstancias los padres están fuera de casa, la cercanía se puede lograr de otra forma: dedicar el tiempo libre o el día de descanso para poder convivir en familia, realizar diversas actividades que contribuyan a conocer a fondo a los hijos.

Advertisement

La comunicación es lo más importante: saber acercarse a ellos de una forma armoniosa y amorosa hará un cambio en todos. Demuéstrales lo importantes que son en tu vida, refuerza su seguridad y confianza cuando tengas la oportunidad de conversar con ellos.

Huérfanos del siglo XXI: hijos de padres ausentes

Como puedes darte cuenta, sólo depende de ti no ser un padre ausente; mira lo que lograrás:

1. Conocer a tus hijos

Puede resultar muy fuerte para algunos padres saber que no conocen a sus hijos aun estando todo el tiempo juntos, pero sucede. Como padres olvidamos tener esa cercanía con ellos, aprender a identificar sus necesidades, sus miedos, saber cuáles son sus sueños y metas, sus inquietudes. Aprendamos a escucharlos para su guía y apoyo. Dedica momentos de calidad y esfuérzate por mantenerte en su cercanía todo el tiempo que tengas.

2. Estar presente siempre

Desde que sales a trabajar, recuérdales que piensas en ellos. Si están dormidos, déjales una nota en el refrigerador o en su cuaderno y si tienen edad para usar la tecnología, envíales mensajes y fotografías tuyas o donde aparezcas con ellos; la cuestión es que aproveches el uso de todos los recursos a tu alcance para que sepan que los tienes en mente sin importar las obligaciones o presiones a las que estés expuesto en tu día a día.

3. Festejar y motivar todo el tiempo

Tus logros o metas son parte de la alegría que todos los días debes llevar a tu casa o familia; por tanto, mantén siempre al tanto a tus hijos de lo que haces, celebra con ellos el éxito en el trabajo, involúcralos en tu desarrollo y dedícales siempre tus esfuerzos. Motívalos haciéndoles saber que son la razón por la que vives y sacrificas todo.

No hay mejor forma de demostrarles a tus hijos que los amas cuando compartes sus sueños, los apoyas, guías y les ayudas en su realización. Recuerda que lo fundamental es reforzar el amor, la convivencia familiar y la comunicación. Utiliza todos los medios posibles para lograrlo.

Finalmente, te invito a releer: 5 acciones para no volverte una madre ausente.

Toma un momento para compartir …

Adriana Acosta Bujan

Adriana Acosta estudió comunicación, es madre de un adolescente, y actualmente se dedica a la enseñanza e investigación a nivel universitario en Puerto Vallarta. Publica sus escritos esperando que ayuden a las personas que leen sus útiles vivencias