Los «bromances»: descubre qué es y por qué hace feliz a tu pareja

La verdadera amistad entre hombres existe, y les resulta muy satisfactoria.

Erika Patricia Otero

Es bien conocido que algunos hombres, aún llegando a la treintena, se comportan como niños. Este comportamiento se debe, según la ciencia, a que maduran de manera mucho más tardía que nosotras la mujeres. De hecho, una investigación dice que maduran 11 años más tarde que el género femenino, algo así como a los 43 años.

Es quizás por esto, que es más usual encontrar videos graciosos de hombres de cualquier edad haciendo locuras y divirtiéndose con sus amigos. Sí, porque ellos la pasan muy bien con su grupo de amigos.

Pero no se queda en bromas y pasar el rato. Las relaciones amistosas íntimas entre hombres, siempre han existido y nada de malo hay en ello.

Los bro-mances

Un estudio encontró que los hombres disfrutan mucho más de sus relaciones de amistad con otros hombres, que de sus relaciones amorosas. Estas relaciones de íntima amistad reciben el nombre de «bromance«; bro por brother (hermano en inglés) y mance por romance, aunque no es uno como tal.

Así como las mujeres tenemos buenas amigas con las que hasta llegamos a compartir muchas cosas, a los hombres les pasa lo mismo. Lo que ocurre es que cuándo la amistad es muy cercana, llegan a verse como hermanos y a tenerse verdadero cariño. 

Advertisement

Es más, muchos hombres reconocen que se quieren tanto que se dan muestras de afecto como abrazos, sin que eso les haga sentir incómodos o intimidados; sólo es muestra del afecto y confianza que se tienen.

El asunto, es que esas relaciones «brománticas» que pueda tener un hombre, a la larga afectan la relación de pareja. Y es de entenderse. Con sus mejores amigos logran conectar mejor, hay mucha más  confianza e identificación (que los deja mucho más satisfechos), y muchos menos problemas que los que tendría en una relación romántica. Ese fue uno de los datos importantes que reveló el estudio.

La importancia de la amistad entre hombres

Las mujeres recurrimos a nuestras amigas cuando tenemos problemas con nuestras parejas y les contamos cosas muy íntimas, muchas que ni nos atrevemos a revelar a nuestras madres. Pues bueno, los hombres actúan de igual manera.

Los varones hallan en sus congéneres apoyo emocional cuando atraviesan dificultades de cualquier tipo. Si están enfermos van con sus amigos a contarles que lo que sienten y lo que les dijo el médico al respecto; cuando tiene problemas con sus parejas, también recurren a ellos para contarles y encontrar alivio y consejo.

Así como nosotras necesitamos ese «hombro amigo» en el cual apoyarnos y descansar, ellos también. El punto es que ellos prefieren a veces recurrir a amigo a contarle sus cosas, antes que ir donde su pareja a buscar apoyo, consuelo, consejo o guía. Ellos no quieren drama, quieren ser escuchados.  

Advertisement

Diferencias entre la amistad entre hombres y entre mujeres

El psicólogo Ronald E Riggio explica las diferencias que existen entre una relación de amistad masculina y las relaciones amistosas femeninas.

1 Los hombres son más prácticos, nosotras más emocionales

Es muy extraño ver a los hombres expresando sus emociones al grupo de amigos. Ellos son más de juntarse para hablar, y mientras lo hacen hasta es seguro que van a jugar un partido de fútbol o el deporte que sea les guste. Esa es la forma en la que intiman.

En el caso de nosotras, es mucho más habitual que nos juntemos a tomar algo y mientras lo hacemos hablemos de lo que nos ocurre.

2 Las amistades entre hombres son más estables

Quizás se deba a que son más prácticos y sus amistades mucho menos íntimas que las de nosotras. Sin embargo, cuando logran hacer una amistad muy cercana, como se menciona más arriba, logran mantenerla a flote porque no intiman más allá de lo necesario.

3 Los hombres no son rencorosos

Como toda relación humana, en la amistad pueden llegar a haber problemas. El asunto es que las mujeres solemos ponernos más «delicadas» y podemos volvernos algo rencorosas cuando las cosas se poner ásperas con una amiga. Con los hombres no pasa lo mismo; cuando hay problemas lo que hacen es discutir, y luego, de repente llega la calma y todo quedo en paz.

Advertisement

4 Ellos cuidan mucho menos las relaciones amistosas

Se distancian incluso por años, aún así cuando se encuentran siguen manteniendo esa hermandad que les caracterizaba y se ponen al tanto de las cosas que han vivido en ese tiempo.

5 Entre hombres suelen hacerse muchas bromas

Como ya lo expuse al principio, los hombres son de hacerse bromas, desde las más leves hasta las más pesadas; y lo mejor es que no se lo toman a mal, pues el juego -muchas veces-  es al que se haga la más pesada de todas, y la pasan muy bien.

En cambio, nosotras somos muy diferentes al respecto, pues si la situación se torna algo pesada y fuera de tono, muchas pueden llegar a tomarse lo muy mal.

Lo anterior no es que esté escrito en mármol, si no te sentiste identificada es que las cosas pueden ser muy diferentes para unos y otros.

La amistad y el matrimonio

Debemos reconocer que, si bien es cierto que muchos hombres aprecian mucho a sus amigos, -igual que tú a tus amistades-, debe haber un punto medio en el que los amigos de cada uno no se conviertan en los enemigos del otro.

Advertisement

Si bien a tu esposo le gusta pasar tiempo con sus amigos, debes cuidar que no absorban todo su tiempo libre. Es justo que pase tiempo con ellos, pero en la justa medida para que la relación matrimonial y la familia no se deteriore.

Por esta razón, si notas que gusta más de estar con sus amigos que contigo, y que llega un punto en el que confía más en ellos que en ti, entonces debes hablar seriamente con él respecto a cómo esa situación te hace sentir.

No es malo ni contraproducente para ninguna relación matrimonial que cada uno tenga sus amigos e incluso compartan algunos, pero debe haber un punto medio.

Además, es interesante descubrir como los hombres no son tan fríos ni tan distantes como lo creíamos, pues al igual que nosotras tienden a establecer amistades que muchas veces duran para siempre.

Toma un momento para compartir ...

Erika Patricia Otero

Psicóloga con experiencia en trabajo con comunidades, niños y adolescentes en riesgo.