5 «reglas» modernas que la sociedad impuso para medir tu capacidad para ser exitoso

No debes cumplir con estos parámetros sociales para ser feliz. Lo que debes hacer es seguir tus propios deseos en la vida.

Erika Patricia Otero

«Nacer, crecer, estudiar, conseguir un trabajo digno, tener una familia, envejecer y morir». Al parecer, para ser digno de decir al final de nuestros días que nuestra vida fue feliz, es menester cumplir con todos requerimientos pasos.

Sin embargo, la realidad es que las cosas para muchas personas no pasan en ese orden; es más, para algunas, esas situaciones son obsoletas. A decir verdad, muchas de esas «reglas de vida» no son más que expectativas -a veces autoimpuestas- que se ciernen sobre nosotros porque la sociedad o nuestros ancestros las establecieron como normas a cumplir.

Pero es que la situación actual no solo exige a las personas cumplir las reglas antes nombradas. Ahora, las expectativas sobre lo que se supone una persona «debe» hacer con su vida van en aumento. El asunto es que si no haces por lo menos la mitad de lo que se espera que hagas, te considerarán un fracasado.

Es por esa razón que de un tiempo a esta fecha, más y más personas se rebelan contra esas reglas impuestas. Se dedican a vivir de manera más relajada y alejada de todas esas expectativas. No es que lo hagan bien o lo hagan mal, lo cierto es que luchan por ser felices y disfrutar la vida a su manera y bajo sus propias reglas.

Para ser franca, creo que es lo mejor que podemos hacer: vivir bajo nuestras propias condiciones, sin faltar a la ley  y sin dañar a nadie. Por esto, las siguientes «expectativas de vida perfecta» debes sacudírtelas de encima si de verdad quieres tener una vida plena.

Advertisement

1 «El éxito se mide por tus propiedades»

Muchos tienen la falsa imagen de que una persona con auto, residencia en el mejor lugar de la ciudad, móvil de última generación, ropa de marca, es alguien con la vida perfecta y sumamente exitoso; la realidad es que eso es solo una suma de puras apariencias.

El éxito no debe medirse en cosas materiales. Muchas veces, esos bienes llegan tras mucho esfuerzo, e incluso deudas.

Tener cosas materiales no es igual a tener éxito. Este tiene que ver con alcanzar una meta que te otorga plenitud y felicidad. Lo que sea que logres es exitoso si tú lo consideras de esa manera, y no te mides por los parámetros de los demás.

2 «Debes dejar en evidencia qué tan interesante es tu vida a través de las redes sociales»

Hoy día es muy extraño que las personas no documente su día a día en las redes sociales. Lo cierto, es que es una moda que se convirtió en hábito, y atrapó a muchas personas en sus redes.

Quienes suelen hacer esto, necesitan la aceptación y aprobación de los demás. El asunto es que cuando no obtienen la cantidad de likes y corazoncitos que anhelan, sienten que no hicieron algo productivo. Lo anterior solo ocurre cuando permites que las redes sociales y lo que opinan los demás se convierta en la directriz para medir tu vida.

Advertisement

Esa es la razón por la cual deberías dejar de lado la importancia que le das a las redes sociales y a lo que los demás piensan de ti. Ten en cuenta: solo importa el concepto que tengas de ti y de tu vida; eso es lo que realmente vale la pena.

3 Darle todo a los hijos se volvió una competencia

Los hijos son parte importante de la vida de los padres, eso no tenemos que dudarlo. El problema es que muchos padres desean competir con otros por darles los mejor a sus hijos, aunque esto signifique dejarse la vida y el alma para que no les falte nada.
Esto es realmente imposible. No hay ni dinero, ni fuerzas físicas ni mentales que aguanten. Además que no siempre lo hacen por sus hijos sino por competir con sus «rivales».
Hazte conciente que más vale que tus hijos estén bien criados, que cuenten contigo cuando lo necesitan, que tienes tiempo para ellos y les das lo que se merecen desde tus posibilidades, y créeme, ellos serán más felices.

4 «Tener una carrera profesional es la garantía para ser exitoso»

Muchos fuimos criados bajo ese concepto, y no hay nada más errado que eso. Hay cientos de personas en el mundo con carreras y especializaciones que no tienen el empleo de sus sueños y son muy infelices. Y hay millares que con apenas una buena preparación técnica, siguiendo sus sueños y trabajando arduo en ello, logran alcanzar metas inimaginables.
Es el trabajo duro lo que trae el éxito, no una carrera y mil especializaciones lo que lo logran. Así que debes esforzarte por seguir tus sueños y luchar para que se cumplan; estos siempre merecerán la pena y aún más si vas por el camino correcto.

5 «El mejor trabajo debe ser mío»

Muchas personas van en busca del mejor trabajo, pero pocos lo logran. El problema es que van por el camino dejando tras de sí un empleo tras otro porque jamás están contentos con lo que tienen. El problema es que siempre buscan aprobación y recompensas; por eso van de un empleo a otro sintiéndose insatisfechos.

La situación es que el empleo perfecto no existe. A veces se da con empleos maravillosos, y otras veces las personas se tienen que esforzar más por ver lo bello tras este. Pero ver eso requiere entrega y sacrificio, algo que no muchos desean hacer porque todo se quiere lograr con solo chasquear los dedos.

Es vital que para que las personas vean en su ocupación el empleo ideal aprendan a aceptar que el éxito se saborea mejor cuando se trabaja duro y se va lento tras la meta; no hay otra manera de alcanzarlo.

Todos nacimos para ser felices.  Cómo lo logremos, depende de nosotros y de nadie más. Es por esa razón que solo el esfuerzo, el trabajo limpio y honesto, seguir las metas y sueños sin pasar por encima de nadie, serán los que hagan que logres tus metas.

Advertisement

Piensa menos en complacer a los demás y dejarte llevar de vez en cuando por tu sentir, y verás que los sacrificios habrán valido la pena.

Toma un momento para compartir ...

Erika Patricia Otero

Psicóloga con experiencia en trabajo con comunidades, niños y adolescentes en riesgo.