¿Es mejor estar sola que mal acompañada?

El miedo a la soledad puede hacer que aceptes estar en esa relación que te está haciendo daño ¿Cómo abrazar la soledad sin sucumbir en el intento?

Erika Patricia Otero

Cualquier ser humano con disposición a confiar y amar, puede caer en manos de «un mal amor». Luego de esto, es natural que lo último que queramos sea encontrar a alguien para tener una nueva relación sentimental.

Lo más común luego de salir de una mala relación es que busquemos estar solas. Uno, porque necesitamos recuperar nuestro amor propio; y dos, es necesario superar la desilusión que dejó esa relación fatídica.

Para muchas de nosotras, sanar las heridas dejadas por un mal amor, toma tiempo. Algunas, luego de un tiempo prudente pueden darse una nueva oportunidad; sin embargo, también hay muchas más que les toma más tiempo. Como sea, el amor de verdad, ese que todos queremos, puede llegar en el momento menos esperado.

No justifiques una mala relación amorosa

Se puede recurrir a mil excusas para mantener una mala relación.

Hay mujeres que guardan la esperanza de un cambio de carácter en sus parejas. Este les promete, tras cada problema, que va a cambiar. Es así como mantienen esa relación con la esperanza de un cambio, uno que no llega.

Advertisement

Algunas otras mujeres dependen económicamente del caballero en cuestión. Les da terror emprender un camino solas. Las maltrataron tanto que creen no tener los medios personales para salir adelante solas.

Otras mujeres creen que no merecen a alguien mejor. Aceptan todo tipo de malos tratos porque él les hizo creer que no eran suficientemente buenas para nadie.

Sea cual sea el caso, cuando una mujer decide alejarse de una mala relación va a recorrer un proceso de duelo y miedo. Va a sentirse tentada a regresar si quien la maltrató insiste en estar con ella, ese es el juego del narcisista. Es acá donde juega un papel muy importante la fuerza de voluntad y la ayuda de las personas que le aman.

Es mejor la soledad a una mala compañía

Hay un error que muchas mujeres cometen, este es apurarse a entrar en una relación por miedo a la soledad. Otro que es quizás peor es tolerar los malos tratos de alguien por ese miedo a la soledad.

Si me lo preguntas a mí, prefiero «estar sola que mal acompañada».

Advertisement

Hablo desde la experiencia. Créeme, nada es más terrible que tener una relación tortuosa con alguien que no te valora. Es mejor tomarse un tiempo a solas para repararse internamente.

Para muchas mujeres, la soledad puede resultar agobiante. La razón es que no tienen una relación buena con ellas mismas. Esto se debe a que en la infancia no les enseñaron a amarse a sí mismas. Como sea, fortalecer el amor propio se logra con el tiempo y -muchas veces- a la fuerza; y la soledad logra esa propósito.

Lo que pasa cuando pasas tiempo contigo

Cuando estás sola puedes pensar mucho en tu vida. En resumen, vas a enfrentarte con tu lado más oscuro. Con recuerdos dolorosos así como bellos. También ocurre que te darás cuenta de tus cualidades como de tus defectos.

Sin embargo, lo más importante que ocurrirá es que aprenderás a cambiar lo que no te gusta de ti. Abrazarás tus debilidades y lograrás convertirlas en fortalezas.

Poco a poco lograrás tener un poder y una confianza en ti que jamás imaginaste obtener.

Advertisement

Sí, puede ser que al inicio te de pánico estar contigo misma. La realidad es que hallarás cosas de ti que preferirías mantener ocultas. Pese a eso, cuando aprendes a abrazar tu lado oscuro, sabrás qué partes debes proteger y cuáles puedes mostrar.

Esta, digamos, es una muy buena preparación para una relación futura. La razón es que en el proceso aprendiste a distinguir el tipo de hombre que quieres, necesitas y mereces.

Llegado a ese punto, no sentirás la necesidad de estar en una relación porque no te gusta estar sola. Preferirás estar sola antes que en una mala relación.

La luz atrae luz

Este es un aspecto interesante.

Cuestiónate lo siguiente: ¿Qué tipo de persona buscas para tener una relación amorosa exitosa? ¿Buscas acaso que sea alguien honesto, detallista, fiel y que te haga reír? Entonces lo que debes hacer es cultivar todas y cada una de esas cualidades en ti.

Advertisement

Las personas en las relaciones funcionamos como una especie de imán. Es por eso que tus amigos tienen tantas cosas en común contigo. Pasa lo mismo con las posibles parejas que atraes.

El periodo de soledad entre una relación y otra es útil no solo para conocerte a ti misma; también sirve para que cultives aspectos que siempre quisiste tener.

Supongamos que te atraen las personas que cuidan su alimentación; paulatinamente, comienzas a comer sano e incluso a ejercitarte. Como resultado, es posible que ese sea el tipo de personas que lleguen a tu vida.

Es así con todo. Ya sea que busques a alguien espiritual, organizado, que ame a los animales; ese tipo de personas son las que llegarán a tu vida porque es un modo de vida en común.

Otro aspecto importante es que en el periodo de soledad habrás desarrollado un amor propio increíble. Ya no aceptarás que nadie llegue a tu vida a pisotearte. Jamás volverás a relacionarte con una persona dañina y no le permitirás a ningún hombre que te lastime.

Advertisement

Eso es algo bueno que deja toda relación desastrosa: Aprendes a reconocer al tipo de hombre que ya no quieres en tu vida..

Déjame decirte que nada de malo hay en pasar un buen tiempo a solas. Es necesario que lo vivas y aprendas a valorarlo; te dio el mejor regalo de tu vida: amarte más y mejor.

Toma un momento para compartir ...

Erika Patricia Otero

Psicóloga con experiencia en trabajo con comunidades, niños y adolescentes en riesgo.