Corrige estos 9 aspectos en tu vida y serás alguien más dichoso

El tren de la vida pasa una sola vez; por eso, corrige estas actitudes que no te están dejando avanzar.

Erika Patricia Otero

Hay cosas de mi vida que, si pudiera retroceder el tiempo, cambiaría con gusto. Pero las máquinas del tiempo no existen y definitivamente, aprendí muchas cosas de esos errores «garrafales» del pasado.

Con todo, sé que aún estoy a tiempo de hacer más y mejores elecciones en mi vida, antes de que sea demasiado tarde, y no haya oportunidad de hacer las cosas de manera diferente.

Pero si tú que me lees y estás en tu adolescencia o eres un adulto joven, quieres equivocarte menos de lo que yo o tus padres lo hicieron, es posible que los consejos que daré a continuación te ayuden a ser un mejor ser humano a base de las experiencias ajenas; sí, porque se puede aprender mucho de las fallas de los demás.

9 actitudes que debes corregir para ser una persona más feliz

1 No esforzarte en la escuela

Aunque muchas personas famosas hayan triunfado abandonando la escuela, no quiere decir que tu vayas a correr con las misma suerte.

Sí, a veces algunos de nosotros la pasamos mal en la escuela, ya sea por no tener amigos, por ser víctima de bullying o por tener problemas de aprendizaje. Por lo que sea, siempre se puede lidiar con ese tipo de cosas (si lo sé yo).

Advertisement

Esfuérzate por sacar tus estudios adelante y procura que lo que digan o hagan los demás no influya en ti. Estudia una carrera profesional que sepas que te va a ser feliz y te vas a sentir pleno al trabajar en ella.

2 Querer agradar y complacer a todos

Actuar para agradar a otros y que no sea tu deseo, va a dañarte como no tienes idea. Pero además, no solo va a enfermarte, es que es prácticamente imposible tratar de complacer a todos los demás.

Por ejemplo, si eliges tu carrera profesional en pos de lo que tu padre siempre quiso estudiar pero no pudo y «es que a él le hace mucha ilusión», puede suceder que no saques tus estudios adelante porque puede ser que no entiendas nada y solo fracases una y otra vez.

Esto aplica en todos los sectores de la vida; en la manera como te vistes, en las parejas que eliges, en la vida que llevas; en todo. Vive tu vida según los principios y valores que te enseñaron, siempre procurando ser feliz sin dañar a nadie y seguro podrás ser una persona plena y tener una vida como siempre la esperaste.

3 Callar lo que sientes y piensas

Guardarse lo que piensas y sientes es reprimir, y hacerlo enferma el cuerpo. Otro asunto que las personas que reprimen sus pensamientos y sentimientos hacen es dejar para más tarde eso que de a poco se convierte en una bomba de tiempo dispuesta a estallar cuando ya no se pueda más.

Advertisement

La solución a eso es decir lo que piensas y sientes siempre con calma y prudencia, tratando por encima de todo tener control sobre ti mismo. De esa manera, no reprimes, no te haces daño y no lastimas a la persona a la que le estás diciendo tus sentimientos o pensamientos.

4 Permanecer en un trabajo con el que no te sientes bien

Nada más horrible y contraproducente que eso. Sí, a veces -por las situaciones de la vida o del país en el que vivimos- nos vemos forzados a permanecer en un empleo que no nos gusta; pero si tienes la posibilidad de elegir ¡Hazlo!

Estar en un trabajo que no te gusta y donde además te tratan mal, no solo es malo para tu amor propio, es terrible para tu salud.

Busca un empleo que sea de tu agrado o en caso contrario arriésgate a poner tu propio negocio; pero no estés en un empleo desagradable más de lo necesario e incluso contra tu voluntad. A larga te vas a arrepentir y nadie va a agradecer tu sacrifico.

5 No aprender algo nuevo

Puede parecer que no influya mucho en tu día a día; sin embargo, arriesgarte a aprender algo nuevo puede abrirte puertas que jamás imaginaste podrían ser la posibilidad que buscabas para ser feliz.

Advertisement

Es igual a darle la oportunidad a tu cerebro y a tu vida para descubrir tus habilidades y salir de tu zona de confort. Eso, te aseguro te hará una persona más saludable, sociable y con muchas más oportunidades para realizar sus sueños.

6 No tener una relación cercana con tus padres

Es quizás uno de los peores errores que puedes cometer. Es cierto que a veces no te llevas bien con ellos, pero no hay motivos para distanciarse al punto de no recordar lo bueno que hicieron por ti en tu vida.

Soy de las personas que piensa que el respeto y la honra se ganan. Pese a eso, siempre puedes mantener una relación armónica con tus padres aunque muchas de las cosas que viviste con ellos no hayan sido lo mejor de tu vida.

7 No luchar por tus sueños

Soñaste toda tu vida con ser cirujano cardiovascular, con escribir un libro, con abrir un refugio para animales, pero por una u otra razón siempre lo dejas de ultimo y al final de tus días te das cuenta que no te sientes pleno y que esos sueños en realidad debiste esforzarte por hacerlos realidad.

No sabrás si eres capaz de lograrlo si no te arriesgas.

Todo en está vida cuesta trabajo, pero lo bueno es que después de todo ese esfuerzo, mirar atrás y darte cuenta que has logrado lo que un día te propusiste, te hace ver que eres mucho más capaz de lo que te creíste y que todo ese esfuerzo, lágrimas y penas valieron la pena.

Advertisement

8 Temerle a todo

Temerle a todo es igual a aislarse de cada experiencia nueva que te rodee. Es cierto que lo desconocido da miedo, pero no sabes qué oportunidad o enseñanza se esconda tras esa «puerta» que temes abrir.

Arriesgarte a saltar de paracaídas, a esa cita que concertaste con ese alguien al que solo ves como amigo, a comprar esa casa de tus sueños o a tener un hijo (siempre que te sientas cómoda con ello) te dará la oportunidad de conocerte mejor e incluso de ser más feliz de lo que ya eres.

9 Guardar rencor

Alguien te hizo algo y no fuiste capaz de defenderte o callaste para evitar líos, pero no soportas compartir lugar en el mundo con esa persona; resultado: verla te enferma.

No perdonar te enferma y al contrario de lo que te enseñaron; el perdón no actúa en beneficio del otro, te beneficia a ti. Saberte capaz de perdonar a alguien te da poder sobre ti mismo, además que evita que te enfermes y vivas en pos de una venganza sin sentido.

El truco para evitar todos estos errores es que te esfuerces por ser fiel a ti mismo, a tus valores, sueños, principios y que en serio desees ser feliz. No será fácil, pero tampoco imposible.

Advertisement
Toma un momento para compartir ...

Erika Patricia Otero

Psicóloga con experiencia en trabajo con comunidades, niños y adolescentes en riesgo.